"¿Are you ready?"-KORN en Malvinas Argentinas

Korn en Malvinas Argentinas

La banda liderada por Jonathan Davis volvió a nuestro país a presentar “The Paradigm shift” dando un show que pasó por toda su discografía y que quedará en la memoria de todos los presentes. Prueba de Sonido estuvo allí una vez más y te lo viene a contar.

 

PORK-KORN

Previo a la entrada de los oriundos de California estuvo la gente de Pork en el escenario calentando motores, quienes dieron un buen show con mínimas imperfecciones. Se los notó más que contentos ante la situación y esto fue transmitido al público que los aplaudió al finalizar cada canción. Un detalle no menor es el que nos contó el cantante durante el show “nos enteramos ayer que hoy íbamos a telonear a Korn”. Pulgar arriba para Pork que cumplió con su tarea sin problemas.

463741_561204313951577_1611875923_o

CIEGOS POR KORN: Terminaron los preparativos, ya estaba todo listo. Se apagaron las luces y el público estalló. En las pantallas se podía ver una cuenta regresiva que terminó en un video que nos hizo acordar al video que miraba aquél nene en el corte de Here To Stay. Empezó el show. La canción con la cual abrieron fue nada más y nada menos que Blind, primera canción de su primer álbum: “Korn” (1994) , y éxito indiscutido de la banda para delirio de todos. Seguidos a ésta vinieron, Twist y luego Falling Away From Me, otro éxito, esta vez del disco “Issues” (1999).

Estos temas dieron paso a la primer canción que tocaron del disco que vinieron a presentar en el marco de la gira homónima, la canción fue: Love & Meth, junto con Narcissistic Cannibal de “The Path of Totality” (2011). Para el momento ya la multitud estaba enloquecida con la banda y la banda con la multitud. El sonido fue perfecto, no tuvo el más mínimo problema en todo el recital y claramente la banda estaba más que encajada (no olvidemos el regreso del guitarrista Welch en el 2012 a las líneas de la banda).

1401819_561204257284916_550000087_oEl setlist siguió con Dead Bodies Everywhere y Coming Undone de “See You On The Other Side” (2005). El próximo tema fue Did My Time, canción originalmente compuesta para la película “Tomb Rider” que luego fue incluída en “Take A Look In The Mirror” (2003). De esta manera desaparecía la banda del escenario y en las pantallas se podía ver una bandera argentina. Suena la famosa gaita tocada por Jonathan y empieza Shoot And Ladders y Somebody Someone de “Issues” (1999). Así fue que volvieron a traer a su repertorio una canción de su último disco y arrancaron con Never Never.

1400203_561204467284895_1946431179_o

KORN – ACÁ PARA QUEDARSE

Nos estábamos acercando al final del show de los Californianos, ya diez canciones habían pasado y entrábamos en la recta final de la noche. Lo que nos esperaba era una seguidilla de temas memorables. La misma empezó con el más que conocido y pogueaedo Here To Stay de Untouchables (2002), y pegado a eso Jonathan nos invitó a levantar las manos nuevamente y nos preguntó si podíamos “hacer esto” con la mano (el gestito del dedo del medio). Se veía venir otro éxito y el mismo no se hizo esperar, automáticamente Davis empezó con el groovero: Y´all Want A Single, también de Take a Look In The Mirror y luego Prey For Me.
El aguante y pogos de campo completo de la gente hacían del show: un espectáculo increíble. A esto se sumaba un setlist que variaba constantemente y que repasó prácticamente todos los discos de la banda, Korn ya nos tenía en su bolsillo.

1397545_561204530618222_1534238170_o

Lo que iba a venir, realmente era de otra época y fue nada más y nada menos que el cover de “Pink Floyd” Another Brick In The Wall, una versión muy bien hecha y con un solo de guitarra respetado de principio a fin por James. Ahora sí nos estábamos acercando al final, faltaban los tres últimos temas a saber: Get Up!, Got The Life y para retirarse: Freak On A Leash. En un show donde, reiteramos, no hubo la más mínima falla de sonido en ningún sentido, con una buena puesta en escena, un setlist genial y una respuesta del público que hizo a Davis decir que “nosotros venimos a cantar para ustedes, pero ahora ustedes cantan para nosotros, cool” sólo se podría comentar, como punto débil, que faltó Right Now y Make Me Bad pero es más una opinión que una crítica. El show fue perfecto y no nos cabe dudas que Korn se llevó del Malvinas, más de un nuevo fanático ciego por ellos.

TXT-COBERTURA: Germán Curcio

FOTOS: Kangú García